Yin•Yang Yoga en Otoño

Fotos: Javi Otero

Otoño

Elemento: Metal
Meridianos: Pulmón e Intestino Grueso
Emoción:Tristeza, Melancolía
Trigramas: Sun- el Viento Suave y K’an – el Agua Abismal
Color: Blanco o gris metálico
Órgano: Nariz
Chackra: Raiz- Muladhara
Acción: Descender, concentrar

El Otoño es la época de recoger la cosecha pero también es la época en la que las plantas hacen descender su energía paulatinamente hacia las raíces. En preparación para el Invierno, las plantas se dejan despojar de todo aquello que ya no les sirve que transformado, será lo que más adelante las alimente. Después del crecimiento y la expansión propias del verano es ahora el momento en que las horas de luz se empiezan a acortar y comienza el viaje de vuelta y de descenso hacia adentro, hacia el centro.

En el I Ching o Libro de los Cambios los trigramas que rigen el Otoño son El Viento Suave y el Agua Abismal. El Viento Suave es lo penetrante. El Agua Abismal lo profundo, lo peligroso. La energía de estos trigramas será la que nos inspire durante nuestra práctica de Yin•Yang Yoga en Otoño, y así podremos alinearnos con el fluir natural de la vida.

Photos_trigramsEn su caminar continuo hacia la renovación, la energía de los árboles retrocede, se aparta de las hojas que aunque cumplieron una función muy importante, ya están secas y gastadas. Concentran los árboles ahora su energía en las raíces, para que sigan creciendo fuertes hacia el centro de la tierra. Al principio del Otoño, el Viento Suave sopla su canción y con su ulular se lleva consigo las hojas secas que ya no sirven. Al final del Otoño, el Agua Abismal cae en la tierra en forma de lluvia y arrastra con su fuerza todo lo que el viento no se llevó.

Las fuerzas del Otoño ayudan a la Naturaleza a deshacerse de lo que ya no da más y a veces arrebata lo sobrante que se acumula y no deja paso a la renovación. Es pues una época relacionada con la excreción, con la limpieza y la desintoxicación. En nuestro cuerpo hay dos meridianos emparejados que se activan especialmente en esta época y que regulan la excreción y la desintoxicación: el canal de pulmón (yin) y el canal de intestino grueso (yang). Los dos órganos de pulmón e intestino grueso tienen la función de tomar lo que es esencial y soltar lo que es innecesario y están asociados a la tristeza. La misma energía que corre por la Naturaleza y procura su renovación, corre a través de nuestros meridianos y dota a nuestros órganos de la misma capacidad para desintoxicar nuestro cuerpo.

Photos_MeridianosY lo que es cierto para nuestro cuerpo es cierto para nuestra mente. Durante el Otoño conviene retirarse pronto como lo hacen las horas de luz y guardar la energía como hacen las plantas para tener reservas durante todo el Invierno. Sólo si nos mantenemos maleables y flexibles podrá el Viento Suave movernos y ayudarnos a dejar ir aquello que ya no nos sirve: formas de hacer que ya no dan más, pensamientos obsoletos, creencias que ya son limitantes, hábitos que empiezan a ser perjudiciales, incluso amistades con las que ya no se crea. El Viento Suave nos ayudará a dejar ir todo aquello que está abocado al estancamiento y cuya acumulación genera en nuestra mente lo mismo que la flema acumulada en el pulmón o los excrementos acumulados en el intestino grueso. Igual que el viento se lleva las hojas secas de los árboles debemos soltar el pasado para seguir creciendo hacia nuestro presente. Sentimos tristeza cuando nos aferramos a aquello que ha de irse y nos resistimos a la energía del Viento Suave. El Viento suave nos enseña a dejar de seguir a otros y a encontrar lo que es verdaderamente auténtico en nosotros y sujetándonos a ello, dejar ir aquello que ya murió.

YinYangYoga (2)“En la búsqueda del aprendizaje, cada día se adquiere algo.
En la práctica del Tao, cada día se abandona algo.
Se hace cada vez menos hasta que al fin se llega a la no-acción.
Cuando nada se hace, nada queda por hacer.
La verdadera maestría se alcanza dejando que las cosas sigan su curso.
No puede alcanzarse interfiriendo”
Tao Te Ching- Lao Tzu verso 48

El Viento Suave tiene como cualidad lo penetrante porque su trabajo suave pero continuado tiene la capacidad de transformar completamente el paisaje, sin esfuerzo. El Viento Suave cambia el paisaje llevándose solo lo que ya no sirve; mientras todo parece morir a su alrededor los árboles y otras plantas se aferran a su centro y a sus raíces. Esta es una respuesta yin a una época del año yin; así como todo empieza a menguar, a retraerse, a deshacerse de lo gastado, debemos nosotros deshacernos de las cargas de un año y concentrar la energía alrededor de nuestro centro. Un centro débil, no auténtico, será fácilmente barrido por la fuerza del Agua Abismal.

YinYangYoga (14)“Nada hay en el mundo tan suave y adaptable como el agua.
Sin embargo en disolver lo duro y lo inflexible nada puede superarla.
Lo blando vence lo duro; lo suave, a lo rígido.
Todos saben que esto es verdad pero pocos lo ponen en práctica
Por ello el Maestro permanece sereno en medio de la pena.
El mal no puede entrar en su corazón.
Porque ha renunciado a ayudar, es la mayor ayuda de la gente.
Las palabras verdaderas parecen paradójicas”
Tao Te Ching – Lao Tzu verso 78

El Agua Abismal es el trigrama que rige el final del Otoño. Su característica es lo peligroso, también llamado lo profundo. Está asociada a los meridianos emparejados de riñón (yin) y de vejiga (yang) y a la emoción de miedo que se acumula en forma de dolor en la zona lumbar, cerca de los riñones. El Agua Abismal puede resultar peligrosa porque tiene la potencia para llevarse aquello que el Viento Suave no se llevó. La energía del Agua Abismal da miedo cuando nos resistimos al cambio e impedimos que su fuerza fluya y nos conduzca hacia el misterio de nuestras propias profundidades. El Agua Abismal es un símbolo de todo lo que aún desconocemos dentro de nosotros mismos debido al miedo. Estamos en la estación en la que la Naturaleza se va acercando al aquietamiento del Invierno y nos sugiere el poder de la quietud a la hora de enfrentarnos a la adversidad. Ante la merma, la Naturaleza se vuelve hacia dentro y frena su actividad exterior. Es el momento de la reflexión, de la meditación.

Tu práctica de Yin•Yang Yoga ha de reflejar la energía de recogimiento yin que empieza ahora a expandirse, bajando así el ritmo álgido de las secuencias dinámicas más propio de los meses de verano. Queremos activar en nosotros la energía otoñal que circula por la Naturaleza y deshacer estancamientos para evitar catarros, gripes, mocos, flemas, estreñimiento, dolor lumbar y melancolía y tristeza asociadas a la estación. La práctica está encaminada a que la energía circule libremente por los meridianos de pulmón e intestino grueso y a favorecer que salga de nuestro sistema aquello que ya no es necesario. También el trabajo consiste en fortalecer un centro auténtico que nos sostenga todo el año, y mandar la energía hacía abajo trabajando las piernas y nuestra conexión con la tierra.

Muchos días estamos plenamente dedicados a nuestra práctica, sintiendo una sensación de facilidad y suave regocijo, volando de postura a postura en una práctica llena de detalles que toman nuestra atención; esta es la acción del Viento Suave. Pero otros días nuestra mente está ocupada con otras cosas y la práctica se torna difícil. Mientras practicamos es interesante prestarle atención a los pensamientos negativos que dificultan nuestra práctica. Al principio se trata simplemente de hacerse consciente de ellos. Estos pensamientos no reconocidos son justamente los que nos retienen en situaciones de estancamiento en nuestra vida. Para algunas personas es:

  • la queja, la excesiva atención al más mínimo dolor o miedo infundado a hacerse daño,
  • desconfianza en sus capacidades, en la práctica o en el profesor,
  • el perfeccionamiento excesivo y el sobre-esfuerzo,
  • culparse a sí mismo, a otros o a la propia práctica,
  • el ensimismamiento,
  • la indolencia y la vagancia,
  • la comparación con una época anterior o con otras personas, no valorando lo que su cuerpo puede hacer y deseando lo que no puede hacer,
  • la atención rígida y desmedida en la corrección, lo que está bien hecho y lo que está mal hecho,
  • la necesidad de aprobación del profesor…..

Cada persona tiene una forma de no disfrutar de la práctica y de ponérsela más difícil. Es justamente aquí donde el Viento Suave actúa llevándose para siempre actitudes que nos tienen presos en la negatividad. Durante la sesión es un gran momento para aprender a observarlos, dejarlos ir, y que dejen de molestarnos en nuestra práctica.

A veces durante la clase evitamos posturas por miedo al dolor, o respiramos menos profundo para acabar antes. Mientras practicas es interesante visitar brevemente esas posturas que inspiran temor, ir poco a poco ahondando en tu respiración, conquistando milímetros, descubriendo la postura y no la idea que tienes de ella, a base de sentirla poco a poco. Este trabajo se hace con cariño y respeto y muy poquito a poco, como cuando se enseña a nadar a un niño que le tiene miedo al mar. El Agua Abismal te devuelve al río de la vida.

Estas son algunas de las posturas que puedes realizar en tu práctica de Otoño para movilizar la energía de los canales de pulmón e intestino grueso y fortalecer tus raíces y tu conexión con la tierra. Puedes respirar profundamente en cada postura de 3 a 5 veces (lo que tu cuerpo te permita cómodamente) y también puedes crear series dinámicas que combinen estas posturas moviéndote despacio y muy conscientemente de una a otra.

Para calentar puedes empezar con una serie lenta de inspiraciones y expiraciones, flexionando ligeramente las rodillas y elevando los brazos y empujando con las palmas de las manos hacia arriba y hacia fuera para hacer circular la energía (Qi) por tus meridianos. (técnicas de Qi Gong).

Fotos_QiGong

Mientras realizas las siguientes posturas, lleva tu abdomen hacia dentro, manda tu energía desde el centro, bajando por las piernas y enraíza bien tus pies en el suelo. En las extensiones de brazos siente como todo el brazo se estira desde el centro de tu cuerpo y tus costados hasta las puntas de los dedos.

Posturas para abrir el pecho y hacer circular la energía por tus meridianos y trabajar desde el centro tu conexión con tierra:

Feliz práctica otoñal!!!

La cola del perro
El  perro boca abajo  Adho Mukha Svanasana
Urdhva Mukha Svanasana más suave
YYYPostures-11
El perro boca arriba Urdhva Mukha Svanasana
Postura del corazón- Anahatanasana
Ashtanga Pranam
Prasarita Pradottanasana
Prasarita Pradottanasana apoyando brazos
Paivrtta Janu Sirsasana
Plancha del revés – Purvottanasana
Postura de lo salvaje- Camatkarasana
Postura de lo salvaje- Camatkarasana
Ardha Chakrasana con manos en lumbar
Ardha Chakrasana con manos en pecho
Ardha Chakrasana con brazos extendidos
La rueda- Urdhva Dhanurasana

 

Utthita Parsvakonasana
Utthita Parsvakonasana más suave
Guerrero I- Virabhadrasana I
Guerrero II- Virabhadrasana II
El triángulo – Utthita Parsvakonasana
Utthita Parsvakonasana más suave
La diosa- Utkata Konasana brazos extendidos
La diosa – Utkata Konasana brazos hacia arriba
YYYPostures-18
La diosa- Utkata Konasana brazos al pecho
La diosa- Utkata Konasana brazos de lado
Malasana
La silla -Utkatasana
Advertisements